Caso "Cerro Pedregal"

 

Descripción:

 

Una familia es acosada por una “extraña presencia” dentro de su hogar, a la cual atribuyen la responsabilidad de los diversos sucesos incomodos y aterradores que les ha tocado vivir.

 

Debido a esto hechos fuera de lo común, los moradores de este inmueble claman desesperadamente por algún tipo de asistencia que les ayude a superar el mal momento por el cual atraviesan, para finalmente volver a tener una vida normal.

 

Antecedentes:

 

En la ciudad de Antofagasta, durante el mes de mayo del año 2014, el equipo de Planeta Oscuro es contactado por “Matías”, un hombre de 40 años de edad, dedicado al rubro del transporte de cargas; el cual solicita que su verdadera identidad se mantenga en reserva, por temor a las posibles burlas de las cuales podrían ser víctima él y su familia al momento de hacer público su caso.

 

El testigo comenta que desde hace unos meses, algunos miembros de su familia (incluyéndolo) han sido testigo de diversos fenómenos paranormales, producto de los cuales manifiestan vivir con una desagradable sensación de miedo, angustia  e inseguridad.

 

Al escuchar el relato del testigo, se hace evidente que se encuentra muy afectado emocionalmente por los sucesos ocurridos en su hogar y que necesita de apoyo para superar aquella incómoda situación.

 

Sucesos reportados:

 

Una vez recibido el reporte inicial, se identifican los principales eventos fuera de lo común:

 

  • Movimiento de objetos sin causa aparente.
  • Ruidos de origen desconocido (golpes, pasos y murmullos).
  • Malos olores en el interior de la casa (putrefacción).
  • Perdida de objetos de valor (principalmente dinero).
  • Agotamiento y malestares físicos en los miembros de la familia.
  • Comportamiento errático y evidente nerviosismo por parte de la mascota de la familia.
  • Avistamientos de siluetas o “bultos negros” circulando por la casa.
  • Presunto ataque físico a la dueña de casa, por parte un  “ente desconocido”, mientras ella dormía.
  • Mala racha en cualquier proyecto o emprendimiento realizado, la qué los dueños de casa atribuyen directamente a la presencia de este “visitante no deseado”.

 

Lugar afectado:

 

El testigo junto a su grupo familiar, vive en una casa ubicada en el sector norte de Antofagasta llamado “Cerro Pedregal”, cuyas viviendas tienen una data relativamente reciente ya que se encuentran edificadas bastante lejos del casco histórico de la ciudad.

 

Esta vivienda en particular, ha albergado a otras familias anteriormente y sus actuales habitantes viven en ese lugar hace un poco más de dos años. Cabe mencionar que en su primer año de estadía, ningún miembro de esta familia afirma haber sido testigo de eventos relacionados con actividad paranormal, cosa que cambiaría drásticamente a mediados del año siguiente a su llegada.

 

“El vestido abandonado”

 

El testigo comenta que todo en su vida era normal, “dentro de todo matrimonio, vivíamos todos tranquilos”, hasta que ocurrió un hecho que marcó un antes y un después en su vida, afirmando que: “un día Tuve la mala idea, la mala ocurrencia de detener mi camión en la carretera”. Debido a que miró hacia un costado del camino, percatándose de la presencia de una caja en medio de la nada, la que llamó inmediatamente su atención, por lo que decidió aproximarse al lugar con el fin de revisar el contenido de aquel misterioso hallazgo.

 

Es en ese momento que el testigo logra identificar lo que sería: “El vestido de una Guagüita” (bebé), cuyo diseño era bastante particular ya que: “se notaba que era para un bautizo”.

 

Extrañado por tan curioso hallazgo y tras verificar que este se encontraba en perfectas condiciones, el testigo decidió llevar el vestido a su hogar, sin saber nada sobre su procedencia ni el porqué estaba abandonado en dicho lugar; luego de este evento ya nada sería como antes, ya que el testigo relata que: “Desde entonces empezaron a ocurrir las anormalidades, porque anteriormente no sucedía nada”.

 

Testimonio N°1: “El niño del camión”

 

Un día al regresar desde su trabajo, el testigo dejó el camión estacionado frente a la casa para poder ingresar, mientras que sus hijos aguardaban por él observándolo desde la ventana del segundo piso; es en ese momento cuando uno de los niños observó algo fuera de lo común, por lo que al encontrarse le pregunta: “¿tú vienes con un niño?”, al recibir una respuesta negativa por parte de su padre, continua diciendo: “Porque ahí donde tú te bajaste (camión), "había un niño que me hacía señas… Que me hacía señas papá”. Ese hecho dejó bastante intrigado a todos los presentes, debido a que se dieron cuenta de que el testigo venía llegando completamente solo y que en el vehículo no había rastro alguno de la presencia ni menos del paradero de su pequeño acompañante.

 

Testimonio N°2: Ataque a dueña de casa.

 

En otra ocasión, durante la madrugada los dueños de casa se encontraban descansando en el cuarto matrimonial, repentinamente el testigo despertó debido a que su pareja estaba al borde del llanto moviéndose agitadamente, por lo que él decidió remecerla un poco para sacarla de aquel estado, fue en ese momento cuando ella le contó que: “Había una persona chica y negra… Más bien un duende”, que la estaba asfixiando y apretando fuertemente en su pecho.

 

Esa fue sin dudas fue una experiencia bastante aterradora y traumática para ambos, la que hizo que analizaran todos los acontecimientos ocurridos en su hogar, llegando a la conclusión de que posiblemente habría una conexión entre la llegada de aquel vestido de bautizo, con el inicio de los fenómenos paranormales en su casa. Había que hacer algo al respecto.

 

Intento de solución:

 

Luego de analizar cuáles serían las posibles causas del origen de la seguidilla de sucesos paranormales que ocurrían en su hogar, los dueños de casa llegaron a la conclusión que podría tratarse de “algo” que viniese aferrado al vestido de bautizo encontrado en la carretera por el jefe de hogar, por lo que deciden erradicar el problema de raíz. El testigo afirma: “Con mi señora nos deshicimos de eso” (vestido), “pero yo creo que se quedó el espíritu… O “algo” quedó acá en la casa”. Aunque los involucrados esperaban que al deshacerse del vestido de bautizo todo volviera a la normalidad, eso no nunca ocurrió. Volviéndose cada vez más notorios y frecuentes los sucesos paranormales dentro de su hogar, Debido a esto es que deciden buscar ayuda especializada.

 

VISITA INICIAL.

 

En coordinación con el testigo principal, el equipo de investigadores de Planeta Oscuro llegó al domicilio afectado, con el fin de recopilar el máximo de información posible para intentar encontrar una posible explicación a los sucesos reportados. El grupo estaba conformado por los investigadores Sergio Fernández, Jacobo Heuser Pizarro, Luis Villar y Leonel Villar.

 

Siguiendo a los protocolos establecidos, los investigadores le explicaron a los dueños de casa el método de trabajo a utilizar, aclarando todo tipo de dudas sobre el funcionamiento de Planeta Oscuro como equipo de investigación. Si bien ya se manejaban antecedentes sobre los sucesos que ocurrían en el lugar, el grupo fue testigo inmediatamente de algunos eventos que llamaron su atención.

 

Detectores de campos electromagnéticos (EMF):

 

En el campo de la investigación paranormal, existen algunas teorías que indican que los espíritus/Fantasmas pueden emitir o manipular campos electromagnéticos, el cual puede registrado por un medidor EMF.

 

Basados en lo anteriormente indicado, el equipo de Planeta Oscuro cuenta entre sus instrumentos de investigación estándar con una amplia variedad de medidores EMF, entre ellos el “Ghost Meter” y  “K2 EMF Meter”, los cuales fueron utilizados para realizar el barrido inicial por todos los lugares de la casa investigada, esto último es necesario para poder detectar lugares en donde puede haber lecturas EMF cuyo origen sea por el efecto de algún agente externo (Instalaciones eléctricas, antenas de comunicación, entre otros) y así evitar confusiones al momento de realizar las pruebas con los medidores EMF (falsos positivos).

 

Posible interacción mediante medidor EMF N°1:

 

El medidor EMF “Ghost Meter”, fue ubicado sobre uno de los sillones del living, sector que ya había sido controlado previamente por los investigadores sin detectar contaminación EMF externa.

 

Mientras Luis V. Explicaba la función de los equipos EMF a los dueños de casa, el “Ghost Meter” comienza a detectar variaciones EMF en el ambiente, por lo que Leonel V. Decide interrumpir la conversación de forma abrupta, para intentar tener algún tipo de interacción con la presunta entidad que se manifestaba en esa casa, por lo que pregunta: “¿Te puedes acercar un poco más por favor?”, momento en cual comienza a aumentar levemente la cadencia de los “Beeps” de alerta del medidor EMF; lo que se podría interpretar como una señal de aproximación. Inmediatamente el investigador continua preguntando: “Para comprobar que hay alguien en este lugar, ¿te podrías alejar un momento de este aparato?”, inmediatamente se detienen los “beeps” de alerta, lo que se podría interpretar como señal de alejamiento.

 

¿Fue este evento una posible una interacción mediante un medidor EMF con un ente de origen paranormal?, se debía profundizar más en el tema.

 

Posible interacción mediante medidor EMF N°2:

 

Los investigadores deciden realizar una ronda de reconocimiento por el patio de la casa, acompañados del testigo principal. Mientras tanto, los medidores “K2 EMF Meter” y  “Ghost Meter”, fueron ubicados sobre el mismo sillón utilizado durante la secuencia de interacción anterior, siendo grabados en todo momento por una cámara estática; esto último con el fin de grabar alguna medición significativa por parte de los instrumentos utilizados.

 

Atraídos por la curiosidad, los niños de la familia bajan desde el segundo piso para observar los equipos que se habían instalado en varios sectores de la casa, a la vez que eran seguidos de cerca por su madre. Es en ese instante que sucede algo que los deja bastante sorprendidos, ya que durante un dialogo entre los niños y su madre, uno de los menores pregunta: “¿Qué pasa si suena?, es porque está sentado ahí ¿o no?”, Inmediatamente se activa la alerta del medidor EMF “Ghost Meter”, lo que se podría interpretar como una respuesta positiva. El menor niño bastante nervioso alertó al grupo de investigadores para que revisaran lo grabado.

 

Síguenos en Redes Sociales